Archivo de la etiqueta: Enfermedades infecto-contagiosas

El Fuego de San Antonio

Cómo citar esta entrada

Pertíñez Ruiz, Patricia; Breim Guillén, Ismael. El Fuego de San Antonio. Gomeres: salud, historia, cultura y pensamiento. 8/12/2016. Disponible en http://index-f.com/gomeres/?p=1628

Conocida también como Ergotismo o “Fuego del Infierno”, fue una enfermedad que se desarrolló sobre todo durante la Edad Media. Enfermedad de la que se han realizado varios estudios posteriores. Se desarrolló sobre todo entre los siglos IX y XIV, aunque también se dio posteriormente de forma más esporádica. El Bosco reflejó esta enfermedad en algunos de sus cuadros como en “Las Tentaciones de San Antonio”, donde vemos a un tullido a causa de esta enfermedad.

sanantonio

Cuadro” Las tentaciones de San Antonio” pintado por el Bosco, en el círculo rojo vemos a un tullido cuya causa es esta enfermedad

El Fuego de San Antonio era una enfermedad producida por la intoxicación por el cornezuelo de centeno, un hongo parásito de este cereal (Claviceps purpurea) que se presentaba con el aspecto de un pequeño cuerno negruzco en las espigas del centeno.
El alcaloide responsable de esta intoxicación era la ergotamina, de la que deriva el ácido lisérgico. Este hongo produce esporas durante la primavera que son esparcidas por el viento. Si estas esporas entran en contacto con una flor como las gramíneas o este tipo de cereales infectan a la planta, destruyen sus tejidos y forman esclerocios (estructuras duras, oscuras, de forma parecida a un grano y a un cuerno).

hongo

Imagenes del hongo causante de esta enfermedad (dibujo y fotografía)

La enfermedad empezaba con un frío intenso y repentino en todas las extremidades para convertirse después en una sensación de quemazón aguda. La infección puede ser leve, aguda o mortal, producía alucinaciones, convulsiones y vasoconstricción de las arterias que podía causar la necrosis de los tejidos y la aparición de gangrena en las extremidades, llegando a causar su pérdida en los casos más graves (en este caso se le denominaba ergotismo crónico). Frecuentemente solía provocar la muerte. También existía otro tipo de ergotismo conocido como ergotismo agudo, cuyos síntomas eran convulsiones espasmódicas en brazo y piernas y contracciones musculares que podían llevar al enfermo a morir por asfixia. En las mujeres embarazadas provocaba el aborto incluso en los casos más leves.

El tratamiento de la enfermedad era suministrado por la orden de los canónigos agustinos de San Antón. El remedio consistía en que los canónigos regulares tocaran con su báculo a los enfermos, los cuales peregrinaban hasta el monasterio de esta orden. La estancia se acompañaba con un cambio de dieta. Los enfermos de este modo mejoraban pero se debía al cambio de dieta que ayudaba a combatir la enfermedad y no al toque del báculo.
Otro remedio consistía en la peregrinación a Santiago, pues durante ella visitaban los conventos de los antoninos y se curaban , aunque frecuentemente volvía a aparecer con el tiempo.

Retablo de San Antonio (fragmento) en el que puede verse un fraile antoniano atendiendo a los enfermos del fuego de San Antonio. MNAC (Barcelona)

Se le dio el nombre de Fuego del Infierno porque en la Edad Media poco se sabía sobre esta enfermedad y frente a lo desconocido recurrían a la religión. Así se decía de esta enfermedad que era un castigo divino y que sus víctimas eran poseídas por el demonio cuyo fin era atacarlos y acabar con su vida. Se le conoce como fuego de San Antonio pues los enfermos se encomendaban a San Antonio Abad, buscando una cura eficaz. Además la primera orden que se fundó para cuidar a estos enfermos fue la orden de Antonianos, fundada cuando un joven rico cayó víctima de esta enfermedad. Se le dio los nombres de “fuego” debido a la intensa quemazón que sufrían sus víctimas.

Este mal se menciona por primera vez en una tableta asiria y en el libro sagrado de los parsis. En la Edad Media el pan de centeno era consumido normalmente por la clases más humildes ya que el pan blanco estaba reservado para la nobleza. La parasitación de este cereal era muy habitual en ese entonces y el polvo rojizo resultante de moler estos hongos estaba ocultado al mezclarse con la harina oscura del centeno. Los periodos en los que este hongo proliferaba coincidían con los de malas cosechas. La epidemia más grande que se recuerda fue en Pont Saint Esprit , pueblo de Francia, donde murieron 40000 personas.
En el siglo XVIII , algunos médicos europeos se dieron cuenta de que este hongo en pequeñas dosis era capaz de provocar las contracciones espásticas del útero, por lo que comenzó a usarse como medicamento, aunque en casos especiales y en pequeñas dosis. Su máxima difusión fue en Norteamérica pues se utilizaba en las hemorragias postparto.
A partir de este siglo se comenzó a concienciar a la población de no consumirlo, pero en periodos de hambre no resultaba extraño que volvieran a aparecer pequeñas epidemias como la declarada entre unos campesinos rusos en 1888. El último caso conocido es de 1951.

Canecillo del templo de Javierrelatre en Huesca, alusivo al Fuego de San Antonio

El día 17 de enero en España se celebra la fiesta de San Antón en recuerdo a esta enfermedad y a este santo. En ese día se realizan actos que consisten en bendecir los productos de panadería.

Fuentes y Bibliografía

García Omedes A. El “Fuego del Infierno” o “Fuego de San Antón” una peste medieval reflejada en el arte románico. romanicoaragones.com, sin año. Disponible en http://www.romanicoaragones.com/Colaboraciones/Colaboraciones04313Fuego.htm

Laval R, Enrique. Sobre las epidemias del fuego de San Antonio. Rev. chil. infectol. [Internet]. 2004; 21(1): 74-76. Disponible en: http://www.scielo.cl/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0716-10182004000100016&lng=es. http://dx.doi.org/10.4067/S0716-10182004000100016.

Solórzano Sánchez, Manuel; Rubio Pilarte, Jesús; Expósito González, Raúl. El Mal de San Antón o Fuego Sagrado. Enfermería Avanza (blog), 14 de agosto de 2009. Disponible en http://enfeps.blogspot.com.es/2009/08/el-mal-de-san-anton-o-fuego-sagrado.html

Monográfico del programa Cuarto Milenio, dedicado a El pan maldito VER


Esta entrada ha sido realizada por alumnado de 1º B de Enfermería de la Universidad de Granada en el marco de la asignatura “Evolución Histórica de los Cuidados. Teorías y Modelos”, curso 2016-17.

El virus Zika

Autora: Paula Mendoza Perandrés, 1ºC (2015-2016)

El virus Zika, también conocido por las siglas ZIKV, es un virus que se clasifica como un arbovirus, perteneciente al género de los flavivirus, que son aquellos virus que animales invertebrados como por ejemplo garrapatas y zancudos pueden transmitir a humanos. Este virus es transmitido concretamente por un mosquito de la familia Aedes.

Origen del mosquito Aedes

El origen del mosquito Aedes Aegyti se localiza en la Región etiópica africana, que comenzó hace una gran cantidad de siglos una dispersión motivada por los viajes del hombre a través del globo. Actualmente encontramos una gran dispersión de este vector por varias zonas de América, sobre todo en los países de centro América y de América del Sur. Se piensa que este mosquito se introdujo en América desde el Viejo Mundo en barriles de agua que se transportaban en barcos cuando se realizaron las primeras colonizaciones y exploraciones europeas. Este es un gran transmisor del dengue y del Zika. Este mosquito es bastante resistente a las temperaturas extremas y se multiplica poniendo huevos en lugares donde haya agua a la sombra, crece en un periodo de 8 a 10 días.

Solo la hembra puede picar, por lo que es la única capaz de transmitir la enfermedad. Tiene un zumbido muy silencioso y pica por las partes bajas o la espalda; se alimenta de la sangre  humana, el mosquito succiona la sangre, extrae de ella isoleuciona, que es lo que necesita para madurar sus huevos e inyecta saliva, que es el medio por el que transmite los diferentes virus. Este mosquito solo era capaz de poner sus huevos en ambientes cálidos  y húmedos y el factor más importante era la necesidad de aguas limpias, pero se ha descubierto que este mosquito ha mutado siendo capaz de poner huevos en aguas sucias y fangosas e incluso a temperaturas muy bajas.

Este virus se encontró por primera vez en 1947 en la sangre de un mono Rheus enfermo que  se estaba utilizando como “mono centinela” para el estudio de la Fiebre Amarilla en la selva de Zika, Uganda. El virus Zika produce una enfermedad que es parecida al dengue pero más leve. Los primeros casos de infección de Zika que se dieron en humanos fue en 1960 en África y seguidamente en el sudeste de Asia, pero hasta 1968 no se consiguió aislar el virus con muestras provenientes de personas. Varios análisis demostraron que existen dos linajes en el virus, uno asiático y otro africano.

Ciclo de transmisión del virus

El mosquito portador del virus zika pica a una persona y se infectan las células de alrededor de la inoculación, posteriormente esta infección se extiende a la sangre y al sistema linfático, por ultimo este se replica por las células del organismo.

Las diferentes formas de transmisión son: transmisión perinatal placentaria o durante el parto, transmisión por transfusiones sanguíneas, y transmisión sexual, caso que no se había dado hasta 2011.

Brotes previos

Se produjeron varios brotes antes del que vivimos hoy en día. En 2007 se registraron brotes de la infección en una isla del océano pacifico, que fue la primera vez que se registró un caso fuera de Asia y África. A finales de 2013 se produjo un gran brote en la polinesia francesa, donde se registraron 10.000 casos, pero de todos estos tan solo 70 fueron graves. A principios de 2014 se registraron casos en la Isla de Pascua, Nueva Caledonia y las Islas Cook. Actualmente encontramos casos en América central y el Caribe, así como en América del Sur.

Sintomatología

Los síntomas son similares a los de otras infecciones producidas pro arbovirus y estos suelen durar de 2 a 7 días. Dentro de los síntomas destacar que se produce fiebre que no supera los 39⁰C, conjuntivitis, cefaleas, erupciones cutáneas, inflamación que suele concentrarse en manos y pies, mialgias y malestar general.

Cuando esta enfermedad afecta a embarazadas produce microcefalia, esta es una malformación o degeneración del cerebro que determina el nacimiento de niños con la cabeza más pequeña de lo normal y en algunas ocasiones provoca la muerte.

Prevención y tratamiento

Principalmente se recomienda el uso de mosquiteras que puedan impregnarse con insecticida. Se deben utilizar repelentes aplicables sobre la piel e intentar cubrirse las extremidades para disminuir la superficie corporal en la que poder sufrir una picadura.
Por otro lado es importante vaciar y limpiar los utensilios que puedan acumular agua para frenar su proliferación. Y principalmente hay que reducir o modificar los lugares para la cría, debido a que el principal objetivo es reducir el número de mosquitos todo lo que sea posible.

Esta enfermedad no necesita un tratamiento específico, los pacientes deben de mantener reposo, tomar mucha cantidad de líquido y tomar analgésicos para el dolor y malestar.

Bibliografía

-Arponen, Sari. Virus Zika. Webconsultas. Disponible en http://www.webconsultas.com/salud-al-dia/virus-zika/que-es-y-como-se-transmite-el-virus-zika [Acceso: 03/022016].
-Organización Mundial de la Salud. Enfermedad por el virus del Zika. Disponible en: http://www.who.int/mediacentre/factsheets/zika/es/ [Acceso: 03/02/2016].
-Redacción BBC Mundo.  Qué es el virus zika, la enfermedad que se está propagando por América Latina. 27 enero 2016. Disponible en: http://www.bbc.com/mundo/noticias/2015/06/150611_salud_virus_zika_preguntas_respuestas_kv [Acceso: 03/02/2016].
-Rivera-García Oscar. Aedes aegypti, virus dengue, chinkugunia, zika y el cambio climático. Máxima alerta médica y oficial. REDVET Revista electrónica de Veterinaria 2014;15 (10). Disponible en http://www.veterinaria.org/revistas/redvet/n101014/101403.pdf [Acceso: 03/02/2016].
-Sin autor. Virus del Zika. Wikipedia. Disponible en: https://es.wikipedia.org/wiki/virus_del_Zika [Acceso: 03/02/2016].

La sífilis

Autora: Ana González García, 1º A (2015/16) Ver addenda al final

Introducción

Se trata de una enfermedad de transmisión sexual, producida por una bacteria (Treponema Pallidum), la cual infecta el área genital, los labios, la boca o el ano, afectando por igual a hombres y mujeres. Además, esta puede transmitirse de la madre al bebé durante el embarazo.

La etapa temprana de la sífilis suele causar una llaga única, pequeña e indolora. Algunas veces, causa inflamación de los ganglios linfáticos cercanos. Si no se trata, puede causar una erupción cutánea que no pica, generalmente en manos y pies. Hay personas que no llegan a notar los síntomas durante años. Si no se trata, esta progresa por cuatro etapas (primaria, secundaria, latente y terciaria o tarde), teniendo cada una sus propios signos y síntomas únicos. Es curable hoy en día con antibióticos.

tratamiento-de-la-sifilis-361x300

Historia

La sífilis fue denominada en un pasado como enfermedad francesa o morbus gallicus. Fue causante de la muerte de una gran cantidad de personas en todos los tiempos. Los marinos habrían sido los responsables de difundir esta enfermedad. En 1530, fue bautizada como sífilis, por una poesía didáctica de un médico italiano, Girolamo Fracastorius, de Verona, en la que el pastor Syphilus fue castigado con la enfermedad por llevar una vida inmoral y llena de vicios. Sin embargo, fue llamada durante mucho tiempo como enfermedad de los franceses, ya que los soldados del rey francés Carlos VIII murieron a comienzos del siglo XVI por una epidemia de sífilis durante el sitio de Nápoles.

El tratamiento que se empleó desde el siglo XV hasta el siglo XX, consistía en un tratamiento con mercurio, el cual se prolongó hasta comienzos de la II Guerra Mundial, donde se planteó un cambio del mercurio por el bismuto, al considerarse más eficaz.

a01f08

A mediados del siglo XIX, consideraban la administración de mercurio como básica para el diagnóstico y curación de la sífilis. Antes de la I Guerra Mundial, se mantenía la idea de que solamente podíamos apoyarnos en el uso de mercurio, bien por vía oral (en forma de sales como el calomel), mediante fricciones, por inyección intramuscular y por inhalación vapores de mercurio.

Por otra parte, la II Guerra Mundial cambió el tratamiento de la sífilis, gracias a la aparición de los antibióticos (descubrimiento de la penicilina en 1943), excluyéndose el mercurio, bismuto y arsénico.

Además, no son pocos los personajes históricos conocidos que contrajeron esta enfermedad. El caso más conocido es el del filósofo Friedrich Nietzsche, aunque también literatos como Rimbaud, Baudelaire, Wilde, Tolstoi o Verlaine; pintores como Goya o Van Gogh; y otro tipos de personajes como Catalina de Rusia, Al Capone, Mussolini o Martín Alonso Pinzón. Se especula que muchos otros como Shakespeare, Beethoven, Colón, Napoleón, Bolívar, Lincoln y Hitler.

Etapas de la enfermedad

Sifilis_pustulo_ulcerosa

Etapa primaria. Tras un período de incubación de unas 3 semanas, aparece la lesión primaria (llaga o ampolla) o chancro, el cual se caracteriza por ser de base limpia y poco o nada dolorosa. Estos suelen aparecer en los genitales externos, el cuello uterino, la boca… Además, suele aparecer un agrandamiento moderado de un ganglio linfático, acompañando a esta lesión primaria. Esto suele durar entre 1 y 5 semanas, ya que pasado este tiempo, sanará y desaparecerá, con o sin tratamiento, aunque evidentemente la enfermedad perdurará si no es tratada.

Etapa secundaria. Se desarrolla desde los 17 días a los 6 meses y medio después de la infección, tras aproximadamente de 2 a 8 semanas de la aparición del chancro. Esta fase suele comenzar con la aparición de una erupción en una o más áreas del cuerpo. Suele tomar aspecto de puntos duros, de un tono rojo o marrón rojizo en las palmas de las manos y las plantas de los pies. Esta erupción, por lo general, no pica e incluso hay ocasiones en las que son tan poco visibles, que es posible que uno no se percate de su presencia. Otros síntomas presentes en esta etapa, son la fiebre, inflamación de las glándulas linfáticas, dolor de garganta, pérdida parcial del cabello, dolor de cabeza, pérdida de peso, dolor muscular y fatiga. Al igual que la fase anterior, estos síntomas desaparecerán con o sin tratamiento, pero la enfermedad seguirá avanzando.

Etapa latente. Los síntomas mencionados en las etapas anteriores desaparecen. Esta fase latente puede prolongarse por años y reaparecer cuando no hay tratamiento (10 o 20 años después). Se trata de una fase muy avanzada de la enfermedad, la cual puede afectar a órganos internos como: nervios, vasos sanguíneos, corazón, hígado, cerebro, ojos, huesos y articulaciones. Los síntomas que producen pueden ser dificultades para coordinar los movimientos musculares, entumecimiento, parálisis, demencia, ceguera gradual e incluso en casos extremos, la muerte.

Etapa terciaria. Puede ocurrir de los 2 a más de 30 años tras haber cogido la infección. Sus complicaciones pueden ser:

-Pequeños tumores en la piel, huesos u órganos.
-Complicaciones del corazón y vasos sanguíneos.
-Desordenes crónicos del sistema nervioso (ceguera, locura, parálisis).

Existe tratamiento para esta etapa, aunque el daño por las complicaciones no es reversible. No obstante, la progresión de la enfermedad puede detenerse.

Diagnóstico

La sífilis puede ser detectada mediante una prueba de sangre o mediante fluido de las lesiones. Las personas que padecen dicha enfermedad, se les recomienda hacerse la prueba del VIH, ya que estas lesiones pueden causar fácilmente la transmisión del VIH.

march_08Tratamiento

El tratamiento más comúnmente utilizado es la dosis única de bencilpenicilina benzatina, por vía intramuscular, cuando la sífilis se ha prolongado por menos de 1 año. Si esta se ha prolongado por un período de tiempo más largo a este, serán necesarias dosis adicionales.

A día de hoy, los casos de sífilis han aumentado. Según la OMS, se dan 12 millones de infecciones nuevas cada año, 3 de ellos en América Latina y el Caribe. En España, se contagian anualmente 8 de cada 100.000 habitantes, según el Instituto de Salud Carlos III, lo que supone que se han doblado los casos en tan solo seis años.

Fuentes

Barrio T., César. Historia de la dermatología, de la sífilis en la Historia. Folia Dermatológica Peruana, diciembre 2000; 11(3). Disponible en http://sisbib.unmsm.edu.pe/bvrevistas/folia/vol11_n3_dic_2000/s%C3%ADfilis%20en%20la%20historia.htm

Carámbula, Patricia. Sífilis. 07/09/2012. Disponible en http://www.sanar.org/ets/sifilis

Carrada Bravo, Teodoro. Sífilis: actualidad, diagnóstico y tratamiento. Rev Fac Med UNAM Noviembre-Diciembre, 2003; 46(6): 236-242. Disponible en http://www.ejournal.unam.mx/rfm/no46-6/RFM46607.pdf

López-Hontagas, José Luis; Frasquet Artes, Juan. Sífilis: una revisión actual. Control Calidad SEIMC, s/a. Disponible en https://www.seimc.org/contenidos/ccs/revisionestematicas/serologia/sifilis.pdf

Noragueda, César. La sífilis a lo largo de la historia. Hipertextual (blog) 02/10/2015. Disponible en http://hipertextual.com/2015/10/sifilis-historia

Sin autor. Sífilis. MedlinePlus. NIH: Instituto Nacional de alergias y enfermedades infeccionsas 26/08/2015. Disponible en https://www.nlm.nih.gov/medlineplus/spanish/syphilis.html

Sin autor. Sífilis. quierosaber.org (blog). s/a. Disponible en http://www.quierosaber.org/ets/sifilis.HTML

Turnes, Antonio L. La sífilis en la medicina, una aproximación a su historia. 100 años del descubrimiento del Treponema Pallidum, 29/03/2005. Disponible en http://www.smu.org.uy/dpmc/hmed/historia/articulos/sifilis.pdf

ADDENDA de Clara Muñoz Castro, 1º C (2015/16)

El término sífilis viene de una historia, donde un pastor llamado Syphilus fue castigado con una nueva enfermedad porque levantó altares prohibidos. Durante la Edad Media, la sífilis afectó a grandes cantidades de población. Sin embargo, cuando se empezó a utilizar la penicilina para curarla, la pandemia fue debilitándose.

En cuanto al origen de la enfermedad, los investigadores están divididos en dos grupos. El primero dice que la sífilis llegó a Europa desde América cuando se produjo el descubrimiento de esta última. Durante el sitio de Nápoles, se dice que los soldados españoles infectaron a las prostitutas del lugar y estas a su vez a los soldados franceses. Por lo que estos últimos se rindieron debido a la enfermedad. Es por eso que también se le puede llamar  “morbo gallico”.

o9gmMRqA principios del siglo XV, un 15% de la población europea tenía sífilis. Fracastorus fue el hombre que empezó a llamarle Sífilis a la enfermedad y recomendó tomar guavacol y mercuriales para tratarla. Por otro lado, Paracelso se dio cuenta que las mujeres sifilíticas tenían hijos sifilíticos. En esta época, la gente que padecía sífilis se la consideraba que pecaba de lujuria y por lo tanto, la enfermedad era un castigo divino.

El segundo grupo de investigadores habla sobre el origen de la enfermedad mucho antes del Descubrimiento de América. Esto se puede justificar con escritos y manifestaciones artísticas antiguas. Por lo que, la hipótesis aceptada es esta última.

A lo largo de los siguientes siglos, la enfermedad siguió expandiéndose. Sin embargo, hubo un aumento considerable de personas con sífilis en los países occidentales a partir de 1955. Entre los años 1958 y 1960 hubo un descenso de esta enfermedad, y ocurrió otro aumento a partir de los años 70. A partir de esta época, se habló de la existencia de millones de sifilíticos repartidos en forma desigual alrededor del mundo, debido a la mezcla de poblaciones distintas y a los puertos, los cuales son grandes almacenes de treponemas.

FUENTE

Berdasquera Corcho, Denis; Lazo Álvarez, Miguel Ángel; Galindo Santana, Belkys María;  Gala González, Angela. Sífilis: pasado y presente. Revista Cubana de Higiene y Epideiología 2004; 42 (2). Disponible en http://bvs.sld.cu/revistas/hie/vol42_2_04/hig08204.htm